6 hábitos que te ayudan a proteger la piel contra el cáncer

Elena Martínez Blasco · 9 marzo, 2019
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la médico Maricela Jiménez López el 6 marzo, 2019
El cáncer de piel ha aumentado significativamente en los últimos años, por lo que aplicar medidas de prevención como el protector solar, los controles rutinarios o suplementos dietéticos pueden ser una excelente forma de hacerle frente.

¿Estás buscando la manera de proteger la piel contra el cáncer? Tal vez tu piel es demasiado clara o bien tienes familiares que han sufrido esta enfermedad. Lo cierto es que los casos de cáncer de piel han aumentado de manera progresiva y conviene tomar medidas de precaución.

En este artículo compartimos 6 hábitos que te ayudarán a proteger la piel contra el cáncer. Debemos tomar conciencia de este grave problema de salud y conocer los factores de riesgo y las medidas preventivas eficaces.

6 hábitos que te ayudan a proteger la piel contra el cáncer

1. El protector solar

Mujer caminando por la ciudad echándose protector solar
Debemos aplicar un protector solar diariamente y adaptado a nuestro tipo de piel.

En primer lugar, el protector solar está diseñado para proteger la piel contra la radiación solar. Al aplicárnoslo estamos creando una barrera ante los rayos ultravioleta. Por este motivo, en las últimas décadas se ha promovido su uso desde diferentes esferas de la salud pública.

Sin embargo, los casos de cáncer de piel en su forma más grave han seguido aumentando. Por ello, además de usar el protector solar, deberemos tomar otras medidas de prevención.

Lee también El factor de protección solar (FPS) más adecuado

2. Lociones con antioxidantes

Según un estudio publicado por el Centro Médico de la Universidad de Duke, sugiere que los protectores solares son eficaces pero no ideales para la protección de la piel. Afirman que esto se debe a que no se usan del modo correcto, a que su espectro es incompleto y a que pueden presentar toxicidad.

En cambio, proponen como complemento a los protectores solares la aplicación tópica de algunos antioxidantes. Aseguran que estos están documentados y ayudarían a proteger la piel contra el cáncer de manera adicional. Estos son:

  • Vitamina C.
  • Vitamina E.
  • Selenio.
  • Zinc.
  • Silimarina.
  • Isoflavonas de soja.
  • Polifenoles del té.

3. Controles rutinarios

Médico observando un lunar en la espalda de un hombre
Los controles rutinarios son una medida de prevención eficaz, especialmente si somos un grupo especial de riesgo.

Es importante que tengamos en cuenta si debemos acudir a controles rutinarios. Algunos grupos de riesgo que requieren mayores medidas preventivas y controles son:

  • Antecedentes de cáncer de piel.
  • Antecedentes familiares de melanoma.
  • Exposición excesiva al sol.
  • Piel con fototipos I o II.
  • Trastornos genéticos con mayor riesgo de cáncer de piel.
  • Fumadores habituales.
  • Enfermos de VIH, VPH y poliomavirus.

4. Cuidado con algunos medicamentos

También debemos tener en cuenta un factor más desconocido. Algunos medicamentos aumentan la fotosensibilidad, lo cual nos perjudicaría a la hora de proteger la piel contra el cáncer.

Algunos de estos medicamentos son:

  • Tetraciclinas (en especial, doxiciclina).
  • Diuréticos tiazídicos.
  • Sulfonamidas.
  • Fluoroquinolonas.
  • Antiinflamatorios no esteroideos.
  • Retinoides.
  • Hierba de San Juan.

Siempre podemos consultar con nuestro médico si tomamos algunos de estos fármacos. Si no podemos modificar el tratamiento, deberemos extremar las precauciones ante la exposición solar, dada nuestra mayor vulnerabilidad.

5. Suplementos orales efectivos

Mujer tomando una cápsula
Ya sea mediante suplementos o mediante la alimentación, podemos obtener nutrientes con grandes beneficios para nuestra piel.

Hemos hablado de los antioxidantes a nivel tópico. No obstante, la alimentación siempre ocupa un lugar fundamental en nuestra salud. Por ello, podemos recurrir a los suplementos que nos ayudan a proteger la piel contra el cáncer con una base científica probada.

Estos suplementos se pueden tomar de forma complementaria, pero no deben considerarse como una medida exclusiva para protegernos de los efectos dañinos del sol. Deben formar parte de todos estos consejos para obtener una prevención eficaz. Además, recomendamos consultar siempre con el médico antes de tomar suplementos.

A continuación destacamos los suplementos más eficaces. Además, también citamos algunos alimentos ricos en estos nutrientes:

  • Vitamina A: Hígado, zanahoria, espinacas, lácteos, calabaza, huevo.
  • Vitamina C: Acerola, guayaba, cítricos, fresas, kiwi.
  • Vitamina E: Aceite de oliva, semillas de girasol, almendras, piñones, nueces de Brasil, albaricoques secos, espinacas, quinoa, ostras.
  • Selenio: Nueces de Brasil, atún, ostras, sésamo, huevo.
  • Ácidos grasos esenciales: Pescado azul, aceite de lino, aceite de onagra, aguacate.
  • Resveratrol: Zumo de uva o vino, cacahuete, chocolate negro, arándano azul.

Lee también: 4 vitaminas importantes para la salud de la piel

6. Otros factores

Por último, debemos destacar que no solo la exposición al sol es la culpable del cáncer cutáneo. También las camas de bronceado y la exposición a agentes químicos en determinados lugares o trabajos pueden presentar un alto riesgo.

Por tanto, debemos seguir todas estas precauciones. Si tenemos un estilo de vida al aire libre, necesitaremos siempre usar la ropa adecuada para proteger la piel del cáncer, así como gafas de sol y nuestro protector solar.

También recordamos la importancia de dejar los hábitos tóxicos como el tabaco y seguir una alimentación completa y equilibrada. ¡Sin olvidarnos de los controles rutinarios siempre que sean necesarios.

  • Guerra, K. C., & Crane, J. S. (2018). Cancer, Skin, Prevention. StatPearls.
  • Pinnell, S. R. (2003). Cutaneous photodamage, oxidative stress, and topical antioxidant protection. Journal of the American Academy of Dermatology. https://doi.org/10.1067/mjd.2003.16