¿Sientes frío e inflamación en tus extremidades? Contrólalo con remedios para la circulación

La inflamación en las extremidades suele ser más común en las inferiores, y podemos aliviarla tanto de forma tópica como incluyendo en nuestro día a día alimentos y actividades antiinflamatorias

La sensación de frío en los pies, las manos y las piernas es un signo evidente de problemas en el sistema circulatorio. Por lo general, viene acompañado con una inflamación, que puede ir empeorando conforme pasan los días.

Las dificultades circulatorias suelen ser más comunes en las personas de mediana y tercera edad, ya que el paso de los años aumenta la rigidez en las arterias.

No obstante, estas también se pueden desarrollar debido al incremento en los niveles de colesterol, la mala alimentación y el sedentarismo.

Por las molestias que provoca en las extremidades y los riesgos que acarrea, es importante adoptar medidas que permitan estabilizarla de forma natural.

Pensando en esto, hoy queremos revelar una serie de remedios caseros cuyas propiedades mejoran el flujo de la sangre para que pueda ser transportada sin problemas.

Hidroterapias

Hidroterapias

Las hidroterapias consisten en masajear las áreas afectadas con chorros fuertes de agua caliente y fría.

Esta técnica activa la circulación casi de inmediato y disminuye de forma notable la inflamación y el dolor.

¿Qué debes hacer?

  • Calienta agua a una temperatura soportable para la piel y aplícala a chorros sobre las extremidades inflamadas.
  • A continuación, pasa de inmediato a los chorros de agua fría o, preferiblemente, helada (siempre que la soportes).
  • Realiza la misma acción de forma alterna durante 5 minutos.

Visita este artículo: Las propiedades de los masajes en los pies

Pimienta de Cayena

El compuesto activo de la pimienta de Cayena, la capsaicina, estimula la función del sistema circulatorio y cardiovascular para disminuir la presión arterial y los niveles de colesterol.

Al incluirla en la dieta se reduce el riesgo de arteriosclerosis, ataque cardíaco o accidente cerebrovascular.

Por si fuera poco, es un buen complemento contra las venas várices, la sensación de frío y la inflamación.

¿Qué debes hacer?

  • Adquiere pimienta de Cayena en polvo y agrégala en tus batidos, sopas y demás recetas.
  • También puedes usarla como base para preparar ungüentos o cremas de uso tópico.

Elevación de piernas

Elevación de piernas

Esta sencilla actividad es una de las mejores terapias para activar la circulación de las piernas. Es idónea para disminuir el cansancio, calmar la tensión y reducir la inflamación causada por los problemas circulatorios.

¿Qué debes hacer?

  • Tras dar por terminada tu jornada laboral, acuéstate en la cama y eleva las piernas en dirección al techo.
  • Permanece en esta posición durante 3 o 5 minutos y descansa.

Infusión de ginkgo biloba

La planta de ginkgo biloba tiene compuestos activos que dilatan los vasos sanguíneos y recuperan la elasticidad de las paredes arteriales.

El consumo de su infusión mejora el flujo sanguíneo, disminuye la presión arterial y previene la formación de venas varicosas.

Ingredientes

  • 1 cucharada de ginkgo biloba (10 g)
  • 1 taza d eagua (250 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Coloca una cucharada de ginkgo biloba en una taza de agua hirviendo y déjala reposar 10 minutos.
  • Pasado este tiempo, fíltrala y consume el líquido.
  • Puedes tomarla hasta dos veces al día.

Vino tinto

Vino tinto

El buen hábito de tomar una copa de vino tinto al día es una gran forma de mantener la buena circulación.

El resveratrol, un poderoso antioxidante que proviene de las uvas, limpia las paredes arteriales y las mantiene elásticas para un adecuado flujo sanguíneo.

¿Qué debes hacer?

  • Consume una copa de vino tinto con la comida principal del día. No debes exceder esta cantidad porque puede ser perjudicial.

Omega 3

Los suplementos alimenticios de omega 3 tienen varios efectos importantes sobre la salud del sistema cardiovascular.

Estos ácidos grasos esenciales limpian las venas, disminuyen los niveles de colesterol y controlan la inflamación para reducir el riesgo cardíaco.

Aunque se puede encontrar en comprimidos y medicamentos, la mejor forma de conseguirlo es a través de la alimentación.

¿Qué debes hacer?

Incluye en tu dieta alimentos como:

  • Pescado azul
  • Aceite de oliva
  • Aguacate
  • Frutos secos
  • Semillas de lino
  • Semillas de girasol
  • Semillas de calabaza

Lee también: Los 5 errores más comunes al utilizar aceite de oliva

Una caminata

Caminar

La sensación de tensión y el dolor en las extremidades hacen pensar que el mejor remedio es el descanso. Si bien con este se logra sentir una leve sensación de alivio, lo cierto es que a la larga puede empeorar el problema.

La actividad física de bajo impacto estimula el flujo de la sangre y favorece la desinflamación para un alivio completo y efectivo.

¿Qué debes hacer?

  • Camina, por lo menos, 30 minutos al día y asegúrate de mantener una buena hidratación.

Ten en cuenta cada uno de los remedios aquí citados y disminuye la sensación de pesadez y frío de tus extremidades.

A pesar de que en un principio parece normal sentirlo, el no darle un control oportuno puede originar un problema de mayor cuidado.

Categorías: Remedios naturales Etiquetas: