¿Cómo prevenir y tratar las picaduras de medusa?

Cuando llega la época del verano, los vientos y las corrientes marinas cambian. La temperatura aumenta tanto en la tierra como en las aguas del hemisferio norte, con lo cual, la población de medusas se ve arrastrada hacia las costas. En vista de ello, los expertos emiten un mensaje de precaución ante la posibilidad de sufrir picaduras de medusa al bañarse en las playas.

Portada: https://www.shutterstock.com/es/image-photo/feet-person-looking-rhopilema-nomadica-jellyfish-667360549?src=3Z3FWIwsQTFp4ilyWQvwPw-1-8

Una medusa luce, a simple vista, como una masa gelatinosa con tentáculos que flota ingrávida en el mar. Y aunque puedan parecer inofensivas, lo cierto es que, sus tentáculos contienen una gran cantidad de neurotoxinas, las cuales utilizan para aturdir a sus presas y así conseguir ingerirlas con facilidad. Si bien la mayoría de las especies no suelen tener una picadura letal, la excepción vienen a ser las medusas australianas, cuya picadura sí es mortal.

Las medusas que se suelen encontrar más comúnmente en aguas españolas son la clavel, la aguamala y la huevo frito. Estas tres especies tienen en común el hecho de que su picadura es grave; con tan solo rozarlas, desprenden sueltan células urticantes, con lo cual, la piel experimenta un picor y un dolor intenso al momento.

Síntomas de las picaduras de medusa

  • Salpullido, irritación y enrojecimiento de la piel.
  • Ardor (que puede llegar a ser insoportable en caso de formación de úlceras y ampollas).
  • Sensación de hormigueo y adormecimiento de la zona afectada.
  • Cefalea (de leve a moderada intensidad).
  • Náuseas, mareos y nerviosismo (solo en casos graves).

https://www.shutterstock.com/es/image-photo/barrel-jellyfish-mediterranean-sea-531759289?src=3Z3FWIwsQTFp4ilyWQvwPw-1-31

Prevención

Se recomienda a todos los bañistas aplicarse, por todo el cuerpo, cremas con protección para las picaduras de medusas. En especial, la zona del abdomen, espalda, brazos y piernas ya que suelen ser las más afectadas. La idea es no dejar las zonas más expuestas del cuerpo desprotegidas.

En la actualidad, Safe Sea es la única marca en el mercado que cuenta con la aprobación de los médicos, a nivel internacional, ya que es una marca creada por científicos marinos y biotecnólogos comprometidos con la salud de las personas y el cuidado del medio ambiente.

Su línea de productos es hipoalergénica y resistente al agua, con lo cual, su aplicación sobre rostro y cuerpo es completamente segura. Además ofrece protección doble; es decir, protección solar y contra las picaduras de medusa. Ahora bien, en lo que respecta a su uso correcto, hay que tener en cuenta que:

  • Debe aplicarse sobre la piel limpia y seca al menos 30 minutos antes de la exposición al sol y al primer baño.
  • Extender el producto por la piel con movimientos lentos para abarcar por completo las diversas áreas.
  • Dejar que el producto se absorba antes de colocarse prendas de ropa.
  • Retocar el producto después de 80 minutos de actividad acuática. 

Otras medidas de precaución incluyen no tocar estos animales, aunque estén muertos, ya que aún tienen veneno. Es muy importante transmitirle esto a los niños, ya que su curiosidad suele llevarlos a querer jugar con las medusas en la arena. Por otra parte, en caso de que se vaya a nadar en aguas más profundas, se recomienda utilizar un traje con una tela gruesa apropiada: neopreno o licra gruesa.

Primeros auxilios

  • No frotar la zona afectada con arena ni toallas.
  • No lavar con agua dulce la picadura, sino con agua salada.
  • Colocarse una compresa de hielo durante al menos 20 minutos.
  • En caso de que los tentáculos sigan pegados a la piel, se debe aplicar vinagre en abundancia para detener la inyección del veneno. También puede servir una disolución de bicarbonato de sodio.
  • No rociarse amoniaco ni orina sobre la zona afectada ya que no tiene ninguna eficacia; esta medida solo funciona con las picaduras de peces.
  • La persona que retire los tentáculos no debe, bajo ninguna circunstancia, proceder sin colocarse guantes.
  • Acudir de inmediato a la unidad de urgencias del hospital más cercano.

Tratamiento para las picaduras de medusa

Es muy importante saber cómo era la medusa, a grandes rasgos, para poder informar al médico y así este pueda determinar cuál ha sido la especie que causó la picadura, ya que el éxito del tratamiento farmacológico depende en gran parte de este dato. En primera instancia, el médico debe retirar los residuos de veneno y posteriormente recurrirá, según sea el caso, al uso de corticoides tópicos, antiinflamatorios y antihistamínicos orales. En caso de que haya infección, el tratamiento incluirá antibióticos tópicos.

Si la persona afectada es alérgica, el médico procederá a aplicar un tratamiento especializado para evitar que los síntomas empeoren. Sin embargo, las medidas de atención primaria mencionadas anteriormente sirven para asistir a la persona en el momento hasta su ingreso en el hospital.

Categorías: Curiosidades Etiquetas: