5 razones que te indican no estar preparada para tener hijos

Antes de plantearnos tener hijos debemos hacernos una serie de preguntas al respecto, ya que la maternidad es sinónimo de felicidad, pero también de renunciar a diferentes cosas

Por lo general, temas tan delicados como el de tener hijos no suelen tocarse con cualquier persona.

Sobre todo porque las opiniones son completamente divididas, teniendo en cuenta la crianza, el contexto, la cultura, incluso la religión.

Mejor dicho, el tema de los hijos es para todos, pero no con todos debe hablarse de la misma forma. En la actualidad todavía existen personas con posturas muy rígidas donde la ética y la moral hacen mella de forma exagerada.

Por ello, cada uno debe reflexionar sobre este a solas y de forma seria.

En caso de tener una pareja estable, compartir los pensamientos acerca del mismo en una discusión amena y sin molestarse; esta puede ser una manera sana de llegar a un acuerdo.

Asimismo, mostrar una ligera antipatía contra los niños puede generar un problema mayúsculo si la persona con la cual compartimos la vida hace planes para tener su propio hijo en un futuro cercano o lejano.

No obstante, esta forma de pensar no basta como una razón justificada para evitar quedar en embarazo.

En ese orden de ideas vamos a exponer una serie de argumentos, profundos o no, que indican el no estar preparada para asumir una maternidad.

No te lo pierdas.

Razones para no tener hijos

1. Amas la tranquilidad

Ama la tranquilidad

Está claro que todas las personas somos diferentes y, a pesar de asemejarnos en varias cosas, siempre sobresaldrá una característica particular que logre diferenciarse.

Eso sucede con la tranquilidad. Aunque es reconocida como un todo, esta suele vivirse de maneras distintas.

  • Si eres de las personas que asocian la tranquilidad con el silencio y la calma, es posible que tener hijos no sea apropiado.
  • Sin duda alguna, esta razón es muy valedera y fuerte. Por otra parte, reafirma el no querer un niño en casa llorando constantemente.

En definitiva, la tranquilidad es innegociable, por lo menos, en esta situación.

Visita este artículo: ¿Cómo dejar de gritarles a los niños?

2. Te gusta la lectura

Con respecto a la lectura, la mejor forma de practicarla es dentro de la tranquilidad. Por lo tanto, esta razón se encuentra ligada ampliamente con la anterior.

En términos generales, aquellas personas que disfrutan de un buen libro buscan espacios silenciosos y agradables.

Un ejemplo básico de ello es la biblioteca, dentro de la cual, como regla estricta y universal, se exige el silencio, cuanto más denso, mucho mejor.

En ese orden de ideas, resulta muy complejo que un niño, especialmente si es un bebé, contribuya al silencio o la tranquilidad para apreciar los libros como se desea.

Si es tu caso, quizá lo mejor sea esperar.

3. No existe afinidad con los niños

reglas-niños

Al momento de leer esta razón, sin duda alguna, pareciera que no existen otras razones de peso para evitar tener un hijo.

De verdad, para qué más, si uno simplemente no siente ningún tipo de empatía con estos pequeños amiguitos.

Con esta razón para no tener hijos, no se afirma el odio hacia los niños: simple y llanamente, muchas personas se sienten un poco intimidadas con su presencia.

Por ejemplo: cuando un familiar suele dejar a sus hijos a nuestro cargo, no sabemos de qué manera entretenerlos o hablarles. En conclusión, no existe química.

Así, es posible que tener el propio no sea lo más adecuado.

4. El embarazo causa angustia

Por supuesto, se trata de las demás personas embarazadas, ya que nunca lo hemos estado. En cuanto al estado gestacional de las demás mujeres, el entorno suele reaccionar de forma tierna y protectora.

No obstante, en caso de provocar lo contrario, es posible que los embarazos no sean lo más deseado, y mucho menos un hijo.

Más allá de esa especie de repulsa, lo que puede llegar a causar es cierto grado de angustia y preocupación; imaginarse de tal forma no es muy grato, por lo tanto, es una razón para evitar un hijo.

Lee también: Fallos que cometen los padres cuando los hijos desobedecen

5. La economía no es estable

Valores-en-los-hijos

También existe la posibilidad de vivir encantado con los niños y verse como una buena madre. Incluso es posible tener más de un hijo corriendo y siendo feliz por toda la casa.

Sin embargo, algo puede dañar esa linda fantasía. La economía es una de las razones por las cuales muchas familias no logran establecerse a lo largo y ancho del mundo.

Cuando esta no es estable se vuelve mucho más complejo procrear y, aunque existan muchas excepciones, la vida para ellos no es nada fácil.

Con base a lo anterior se puede afirmar que, por muy deseado que sea un hijo propio, lo mejor es establecer una economía digna para criarlo con todo lo necesario.